Mudanza de trabajo teletrabajo hombre con caja de cosas de oficina

11 razones para cambiar la oficina por el teletrabajo

¡La resistencia es inútil! La mayoría de empleadores se han dado cuenta de las ventajas que tiene el teletrabajo sobre el trabajo presencial. Empresas de todo tipo están adoptando el cambio de ubicaciones físicas a oficinas virtuales. Muchas empresas están reconociendo que ya están “a mitad de camino” gracias a la tecnología que permite a los empleados trabajar desde cualquier lugar.

Si bien algunas empresas están haciendo la transición por etapas, otras se están tirando a la piscina, el tipo de movimiento documentado por Nicola Larocci, un desarrollador de código con sede en Italia. En una presentación de diapositivas llamada “Todos somos teletrabajadores, Larocci explica de manera magistral por qué el cambio fue excelente para su empresa. Larocci presenta un gran caso de por qué las empresas deberían hacer la transición a un escenario de oficina remota, y ofrece una visión realista de algunos de los posibles inconvenientes.

Aquí hay 11 razones para cambiar de una oficina física a ejercer el teletrabajo:

Ahorra tiempo y dinero para los empleados

Pagar los desplazamientos, las comidas a la hora del almuerzo (especialmente las comidas fuera de casa) y la ropa de oficina son gastos que pueden reducirse o eliminarse drásticamente para los teletrabajadores.

Reduce costos para las empresas

Las empresas que cambian a un modelo de teletrabajo pueden obtener enormes beneficios, incluidos ahorros en mantenimiento de oficina, servicios públicos y gastos generales, suministros y otros costos asociados con las oficinas tradicionales.

Ayuda al medioambiente

Este es un beneficio que aumenta exponencialmente con el tamaño de la empresa: cuantos más empleados no tengan que conducir o tomar el transporte público para ir a una oficina física, mayores serán los ahorros y la oportunidad de utilizar el teletrabajo para reducir la huella de carbono.

Se logra una flexibilidad

Los teletrabajadores a menudo trabajan en un entorno de trabajo orientado a resultados (ROWE), lo que significa que pueden hacer su trabajo desde cualquier lugar, en cualquier momento, siempre que el trabajo se realice y se cumplan los plazos.

Mejora el equilibrio entre la vida laboral y personal

Los teletrabajadores a menudo disfrutan de una mayor libertad para establecer sus propios horarios que los trabajadores de oficinas tradicionales. Eso podría significar una mayor capacidad para estar disponible para eventos familiares y más facilidad para alejarse de las tareas laborales en caso de una emergencia familiar.

Reduce las interrupciones en la oficina

Trabajar solo en casa o en otro entorno remoto prácticamente elimina todos tipos de interrupciones que son comunes en un entorno de trabajo tipo cubículo, por ejemplo, la “contaminación acústica” de la oficina. Por supuesto, no hay garantía de que esté libre de otros tipos de interrupciones en su día laboral.

Horarios de trabajo asincrónicos

Esa es solo una forma elegante de decir que todos están trabajando en su propio horario, lo que también significa que los trabajadores generalmente son libres de responder correos electrónicos y otras comunicaciones relacionadas con el trabajo dentro de su propio período de tiempo. Plataformas como Dropbox y Campfire facilitan entornos de trabajo no sincronizados.

Grupos de reclutamiento globales

Los empleadores que hacen el cambio de una oficina física a una oficina remota tienen el potencial de contratar a los mejores candidatos no solo a nivel local, sino a nivel mundial. Los trabajos que son verdaderamente virtuales se pueden realizar desde cualquier lugar, lo que significa que las empresas no tienen que limitar sus búsquedas de talentos a áreas geográficas confinadas.

Estrés disminuido

Cada vez hay más pruebas de que los teletrabajadores son trabajadores más felices, lo que conduce a una enorme disminución de los niveles de estrés. Los trabajadores que no se debaten entre decidir qué es lo mejor para sus carreras o qué es mejor para sus vidas personales tienden a ser empleados más enfocados.

Productividad incrementada

Esta es una consecuencia directa de la disminución del estrés, en otras palabras, menos distracciones y preocupaciones fuera del lugar de trabajo, que puede conducir a un gran impulso en la productividad de los empleados. Los empleadores están descubriendo que pueden ofrecer trabajos flexibles sin sacrificar la productividad.

Mejora la reputación empresarial

Cada vez más, los empleadores que pueden ofrecer flexibilidad laboral como una opción pueden beneficiarse del buen “boca a boca” en el mercado laboral. Dicho de otra manera, los solicitantes de empleo que están en el mercado de trabajo flexible tienen más probabilidades de orientar sus búsquedas a empresas que tienen una gran reputación por ofrecer flexibilidad en el lugar de trabajo.

Uncategorized

Deja una respuesta